Saltar al contenido
FLUJO VAGINAL

¿Qué puede causar la rotura del himen?

El himen es una membrana delgada que rodea la abertura vaginal. Su forma puede variar de una mujer a otra, el himen más común tiene forma de media luna, lo que permite que la sangre menstrual fluya fuera de la vagina. Casi todas las mujeres nacen con el himen, pero en este sentido hay variaciones. Algunas nacen sin él, otras lo tienen demasiado fino o demasiado grueso, e incluso totalmente sellado.

Ahora bien, existe una duda popular acerca de la rotura del himen, especialmente entre los adolescentes. Contrario a lo que muchos piensan, el himen no se rompe ni cambia por montar a caballo, insertarse un tampón o hacer splits. Existen algunas excepciones en las que sí puede ocurrir una ruptura, por ejemplo sufrir una lesión al caer sobre un objeto punzante o tener determinado accidente. Es válido aclarar que la abertura en el himen puede agrandarse a medida que las niñas crecen.

La causa principal de ruptura de esta membrana es la práctica de relaciones sexuales con penetración vaginal. Existen otras formas de mantener relaciones sexuales en las que no está implicada la vagina o el himen.

El propósito del himen

El propósito fisiológico del himen sigue siendo un misterio de la anatomía femenina. Aunque no parece tener una función específica, se piensa que este tejido permanece como vestigio del desarrollo vaginal.

De cualquier forma existen varias teorías que ayudan a explicar su presencia, y en algunos casos incluso puede ser determinante. Se dice que embriológicamente ayuda a mantener los gérmenes y la suciedad fuera de la vagina; en infantes el himen puede servir como protección para prevenir que se introduzcan objetos o sustancias; en ocasiones un himen dañado puede indicar que ha ocurrido abuso sexual y ciertas culturas lo mantienen como un símbolo de pureza antes del matrimonio.

Sin embargo, desde un punto de vista médico, algunos expertos plantean que el concepto de himen “intacto” es un mito. Ellos se basan en el hecho de que el himen puede variar en forma, tamaño y grosor. Por ejemplo existe el himen que rodea toda la entrada vaginal, con un espacio abierto en el centro (himen anular), el himen abierto con una línea fina de piel justo en el medio (himen septado) y el himen con una abertura muy pequeña, que cubre casi todo la abertura vaginal. La mayoría de los hímenes no cubren completamente la entrada vaginal para permitir la salida del fluido menstrual, pero en casos poco comunes el himen es muy grueso y cubre toda la abertura (himen imperforado). Este tipo de himen puede impedir que la mujer menstrúe, practique actividad sexual con penetración, o introduzca cualquier objeto en su vagina. Generalmente se requiere corrección del problema mediante una simple escisión.

Debido a la variedad en cuanto a formas y grosor, el himen no es un indicador fiable de si una persona ha sido sexualmente activa o no. En algunas mujeres el himen puede estirarse de forma natural por el uso de tampones, juguetes sexuales o incluso un examen ginecológico. En otros casos el himen se puede extender por actividades como la gimnasia, la danza o un traumatismo directo en la zona vaginal. También existen mujeres cuyo himen es tan flexible que se desvía durante la penetración y nunca llega a romperse.

Cuando el tejido del himen es estirado o roto puede surgir dolor y sangrado, que generalmente dura por un corto período de tiempo. O bien, puede que no haya “signos” y molestias en absoluto.

Más; Sobre el himen y la virginidad y Anatomía vaginal externa.

Respuestas rápidas a preguntas frecuentes

¿Cómo es el dolor de la rotura del himen?

Pues, la mayoría de las mujeres presentan un ligero dolor, incomodidad y un leve sangrado. Por lo general, sucede en la primera relación sexual.

Durante la penetración, esta membrana se rompe en varias partes causando algo de dolor y ardor, pero cicatriza rápidamente. El dolor se puede intensificar debido a la brusquedad de la pareja, los nervios, la baja excitación que impide la lubricación y causa fricción. Pero, tranquila, en la mayoría de los casos el dolor es leve y en muchos otros la chica ni siquiera siente dolor, solo una ligera incomodidad.

¿Como es el sangrado de la rotura del himen?

Durante la primera relación sexual el himen se rompe casi en su totalidad causando una leve hemorragia producto del desprendimiento de la pared vaginal.

En ocasiones el sangrado no aparece durante la penetración, sino que puedes observarlo cuando te aseas. Esta situación puede variar de acuerdo a los tipos de himen, algunos son delgados, flexibles y no provocan nada de sangre. Otros pueden ser más gruesos o fibrosos causando sangrados más intensos y duraderos.

¿Se puede producir la ruptura del himen sin dolor?

Efectivamente, la ruptura del himen sin dolor viene precedido de una buena educación sexual, un ambiente apropiado, condición emocional estable y aprobación de la pareja. Es preciso que tengas claro que esto variará en función de la anatomía de la mujer, niveles de inseguridad, contracción de los músculos de la vagina y lubricación.

Hay casos(raros) que demuestran que el himen, membrana que separa la vulva de la vagina, se puede perder en actividades cotidianas como montar a caballo, ejercicios intensos, uso de la bicicleta y del tampón, sin siquiera darte cuenta, aunque repito son hechos extremadamente aislados.

¿Puede haber la ruptura del himen sin sagrado?

En tu primera relación sexual con penetración, es posible que haya una ruptura del himen sin sangrado, ya que en algunos casos esta membrana es muy delgada y no provoca pérdida de sangre, aunque si cierta molestia. Existe una condición que se denomina himen flexible, es decir, un tipo de himen que se dilata sin causar desgarre ni sangrado.

En caso contrario, si ocurre el sangrado, no te desesperes, este cesa solo, ya que las paredes de la vagina cicatrizan rápidamente. Debes consultar a tu doctor después varios intentos sin penetración, pues puede existir la posibilidad de un himen grueso y necesites cirugía.

¿Es posible la rotura del himen por golpe?

Si, es posible que, de recibir un fuerte golpe en la entrepierna, pueda haber desgarramiento del himen.

¿Es posible la rotura del himen con un tampón?

Es muy poco probable, pero, si existe la posibilidad de que haya rotura del himen con tampón. Esto se debe a que al introducirlo de una manera incorrecta puede provocar un desgarre del himen. Sin embargo, la mayoría de los hímenes poseen agujeros pequeños por donde fluye la menstruación, una correcta utilización de un tampón pequeño, no causaría obstrucción al himen.

¿Es posible la rotura del himen con los dedos?

Es cierto que el himen es una membrana muy frágil y sensible. Por lo que, hay cierta probabilidad que exista rotura del himen con los dedos, y esto sucedería debido a la brusquedad y rudeza con la que se hayan manipulado los genitales femeninos.